Duelo en el Jane’s Carousel

Laura no se caracterizaba precisamente por su puntualidad, pero cuando llevaba media hora esperándola, me empecé a preocupar. Su retraso me hizo pensar que algo no iba bien. Comprendí que el peligro era inminente y me necesitaba. Mi regreso a La Gran Manzana, después de dos años de ausencia atravesando las siete dimensiones conocidas, balanceándomeSigue leyendo «Duelo en el Jane’s Carousel»